El amanecer de los justicieros

El año pasado se registraron 1 465 asaltos en el transporte público, lo que quiere decir que en promedio hay más de 4 de estos crímenes al día… ¿No le parece la gran cosa? Pues si tomamos en cuenta que el 2015 también registró la friolera cantidad de 20 525 homicidios ciertamente no parece la gran cosa, viendo las cosas de esa manera se pierde sensibilidad, ¿cierto? ¿Y qué tal que le digo que la velocidad de asesinatos en México es de 2.3 muertes por hora? Así que siéntase afortunado, cada día y cada hora que pasa hacen de usted un superviviente.

La violencia en México está totalmente fuera de control, es un hecho innegable (tanto como que su probabilidad de ser asesinado es aproximadamente de 1 entre 6 000), por eso no resulta tan sorprendente que la gente haga justicia por su propia mano… obviamente no es la primera vez que pasa y, ¡maldita sea! no será la última… eso se lo puedo asegurar.

efecto-pericial

Pero el caso del justiciero que mató a cuatro asaltantes en la autopista México-Toluca en la mañana del lunes 3 de noviembre ha llamado de manera particular la atención… y si usted no sabe de qué caso se le está hablando, pues qué mejor que Alejandro Gómez, el titular de la PGJEM, para que le explique los hechos:

La noticia aquí es que el domingo tuvimos nuevos justicieros en el país, uno de ellos en Morelia, Michoacán, que frustró un asalto matando a dos delincuentes, el otro fue un taxista de armas tomar en Tabasco que mató a dos asaltantes e hirió a otros dos (todos ellos cómplices), éstos últimos lograron escapar.

Cabe destacar que en todos los casos los justicieros se dieron a la fuga, y los testigos dan descripciones muy generales, a veces contradictorias y muchas otras se niegan a dar testimonio…así que nadie sabe su identidad; pero no es de extrañarse, pues luego de haber sido salvados de un atraco violento y de que sus pertenencias les hayan sido devueltas, es lógico que nadie desee ayudar a las autoridades a encontrar a estos justicieros.

Uno más: un chico de 13 años oriundo de Chihuahua mató a un hombre que se metió a su casa y comenzó a golpear a su madre con la intensión de violarla, el niño tomó la pistola de su padre, fue como un videojuego… Sin embargo, él no fue conocido como un justiciero, estaba en su casa, ¿cómo podría darse a la fuga? Ahora enfrenta a la justicia del Estado y es muy probable que sea juzgado como adulto y condenado a 20 años de prisión.

efecto justicia oficial.png

Piénselo bien: ¿Acaso usted delataría a estas personas si hubiera estado abordo del camión asaltado, camino a su trabajo? Yo no, francamente, no lo hubiera hecho y ni lo haría. Normalmente en las páginas se busca ser imparciales, pero aquí no, aquí podemos ser tendenciosos si queremos, así que si usted tiene una opinión contraria, por favor siéntase libre de responder y exponer sus puntos de vista.Por supuesto, tampoco quiero fomentar esta clase de comportamiento, pues para seguir siendo sincero, seguramente tampoco hubiera matado a los asaltantes si hubiera tenido la oportunidad… a menos que hubieran atentado contra mi vida, pero esos ya son demasiados hubiera. Ciertamente los asaltantes también son seres humanos y, como cualquiera de nosotros, nadie debería tener el derecho de ejecutarlos; sí, ya sé lo que dirá: ellos tomaron sus decisiones y si quisieron dedicarse al crimen que carguen con las consecuencias.

efecto-justiciero

Bueno, ciertamente nadie más que los criminales son responsables de sus actos, pero también hay que ser más empáticos, es ridículo pensar que todas las personas tienen las mismas oportunidades, como es igualmente ridículo creer que si todos ellos pudieran elegir entre el crimen y un trabajo digno y bien pagado, optarían por lo primero… en fin, lo que quiero decir es que es muy fácil decir que cada quien cosecha lo que siembra y cortarlos a todos con la misma tijera, pero la realidad está llena de líneas borrosas y no es más que una mancha enorme de grises donde cada quien juega en la cancha y con las reglas que le tocaron, sean más o buenas. Y si nadie nace con maldad en su corazón, ¿en qué comento se crea? ¿Quién es el responsable del infortunio de muchos?

Quizá los delincuentes no tengan al cien por ciento la culpa de tener que robas, pero sí tienen parte de la culpa de crear más violencia y desesperación a través de sus crímenes, el país es un caos (¿será está la verdadera naturaleza?), a tal grado que la mayoría de la gente está harta, la mayoría sangra… ¿Acaso usted mismo no ha tenido el deseo de acabar con lo que está mal luego de ser víctima de criminales o incluso de las mismas autoridades? Es natural, qué más se puede pensar, sentir y hacer cuando la misma justicia y la ley resultan injustas y rayan en lo ilegal… sino que todo lo malo debería erradicarse.

Algunos dicen que los justicieron realmente hacen honor a su denominación y hacen justicia real, pero recuerde que todo es relativo, y mientras se excusan en esa justicia y en esa autodefensa, no puedo evitar preguntarme de qué serán culpables.

Y aún así 8 asaltantes muertos entre las decenas de miles… no parecieran gran cosa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s